La violencia machista no ha parado de crecer en los últimos años. La consecuencia directa de esto es que cada día mueren más y más mujeres por agresiones de sus parejas. En 2014 se presentaron 27.087 medidas cautelares contra maltratadores, y durante el último año han aumentado hasta las 31.286. La cifra asusta.

Lo más preocupante, es que lejos de lo que se pueda pensar, el aumento recae sobre todo en jóvenes entre 18 y 29 años. La tendencia más allá de eso ha aumentado menos. De hecho, ha descendido entre la tercera edad. También cabe reseñar que las denuncias han descendido casi en un 20% en los menores de entre 14 y 18 años.

Este último dato hay que cogerlo con pinzas, porque se basa en tan sólo 103 denuncias de 2018. Nada comparable por ejemplo a las 5.345 que han marcado el récord en la franja de 35 a 39 años.

La duda que nos queda es si realmente está aumentando la violencia entre los jóvenes o por el contrario hay más mujeres que se atreven a dar el paso y denunciar a sus agresores. Los datos son más bien escasos, pero es probable que sea una suma de ambas variables. Cada vez más mujeres pierden el miedo a sus maltratadores pero por desgracia hay cada día más maltratadores sueltos en las calles.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here